Coronavirus en Panamá: Dueños de restaurantes temen irse a la quiebra

La caída en el consumo, provocado por el temor a contagiarse del coronavirus, ha hecho quebrar a varias empresas en el mundo que se dedican a la atención al cliente y los empresarios nacionales temen que les suceda lo mismo, por lo que ya han dado algunas ideas que se pueden realizar mancomunadamente entre la empresa privada y el Gobierno Nacional, de cara a la crisis epidemiológica que se está viviendo.VERSIÓN IMPRESA

«Solicitamos que el Gobierno evalúe la posibilidad de que el impuesto sobre la renta, que se debía pagar al finalizar este mes, se pueda diferir hasta diciembre de 2020″, señaló Domingo de Obaldía, presidente de la Asociación de Restaurantes y Afines de Panamá (Arap).

En este caso, el impuesto se usaría para enviar al personal de vacaciones por 15 días, lo que a su vez contribuiría a la salud de los panameños, además de que las empresas podrían hacerle frente a la situación de cubrir los gastos, debido a la caída de las ventas entre un 50 y 70% en algunos casos.

Por otro lado, recomienda que si la crisis sobrepasa los 15 días, se analice con la banca gubernamental y privada la condonación de los pagostanto de hipotecas como de préstamos entre 2 y 4 meses, ya que no esperan que la economía se reactive en menos de este tiempo.

Las sugerencias de la industria del entretenimiento y servicio al cliente están basadas en acciones que han realizado otros países como Italia, en donde se acordó, en conjunto con la banca, la condonación de hasta 18 meses en las hipotecas.

En la misma línea, Estados Unidos sigue los pasos de Italia y el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ya ha anunciado «medidas drásticas» para lidiar con la crisis del COVID-19.

3 por ciento creció el producto interno durante el año 2010.

7.1% se encuentra el desempleo en Panamá, según la Contraloría de la República.

La propuesta que maneja la Casa Blanca consiste en reducir las cotizaciones sociales temporalmente para que la renta neta de los trabajadores, después de impuestos y retenciones, sea mayor.

Para Panamá, tenemos tiempo de evaluar alternativas, si se da un plan de acción, dijo el presidente de la Arap.

El coronavirus impacta a varias actividades, sobre todo al sector turismo, que ya venía en caída y que ahora se está viendo grandemente afectado a nivel de la ocupación hotelera, al igual que los operadores de turismo, entre otros.

Es por eso que solicitan a los arrendadores de comercios que se flexibilicen los pagos de rentas o alquiler de comercios, dada la caída de las ventas y la falta de ingresos en las empresas.

«No queremos esperar hasta el último momento para tomar decisiones y dar respuestas apuradas a nuestros colaboradores», indicó a este medio Abdiel Celis, dueño del restaurante PesKito.

Los empresarios aseguran que apoyan todas las medidas que el Estado ha declarado y están claros que tendrán pérdidas económicas. Sin embargo, indican que esto se puede evitar con las medidas que están solicitando.

Dificultades

Mientras que el Sindicato de Industriales de Panamá (SIP) también solicitó al Gobierno que tomen en cuenta la situación comercial en general y la dificultad que tendrán los pequeños negocios para hacerle frente a los compromisos adquiridos con instituciones bancarias y estatales, con el fin de establecer medidas que permitan acuerdos convenientes.

El gremio industrial reiteró que la industria nacional seguirá trabajando arduamente en conjunto con las autoridades gubernamentales para seguir produciendo de forma continua e ininterrumpida para asegurar la soberanía alimentaria y el bienestar de la población panameña ante la crisis global.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.